Te sorprenderá el sabor y punto crujiente de estas mini rosquillas sin gluten y en tus aperitivos o meriendas, ¡estará siempre presente! Puedes disfrutar los taralli solos o acompañar un buen jamón ibérico, embutidos italianos como la mortadela o el salami o tus quesos favoritos. 

Facebook
Instagram
Utilizamos cookies para optimizar nuestro sitio web y nuestro servicio.    Ver Política de cookies
Privacidad
Abrir el chat